17 nov. 2013

TREMENDA GOLEADA DE CRUCERO SOBRE BOCA UNIDOS

El equipo correntino fue goleado 6 a 0 por Crucero del Norte en tierra colorada. El partido se definió en la primera mitad donde el local se aprovechó de las ventajas defensivas del “aurirrojo”, que además sufrió la expulsión de Matías Moisés.

Boca Unidos sufrió un fuerte cachetazo a la ilusión al ser goleado anoche por Crucero del Norte en Misiones por 6 a 0, en una de las derrotas más amplias de sus cinco campañas en la Primera B Nacional.
El “colectivero” fue ampliamente superior desde el inicio hasta el final del encuentro, aprovechándose de los gruesos errores defensivos de los correntinos, que además se quedaron con un hombre menos desde los 20 minutos de la etapa inicial.
Tras dos aproximaciones del local, que salió con todo a buscar la diferencia, Crucero del Norte consiguió su objetivo a pocos minutos de iniciarse el juego. Un tiro de esquina desde la derecha ejecutado por Torres, encontró el anticipo ofensivo del goleador, Alvarez, quien con un cabezazo bajo derrotó a Martínez Gullotta.
Antes, el mismo delantero paraguayo había dejado pasar un centro enviado tras un desborde de Bruno que cruzó toda el área.
En la siguiente acción Colzera ingresó con pelota dominada y fue trabado con lo justo por Maldonado, llegando abajo Martínez Gullotta, aunque la pelota se fue al córner, jugada de la que derivó la apertura del marcador.
Intentó una reacción el conjunto “aurirrojo”, que llegó después de una habilitación de Estévez a Israilevich y se filtró ingresando por derecha, pero su remate cruzado fue controlado por el arquero Caffa.
Cuando el partido se había equilibrado se produjo un nuevo error. Colzera arrancó velozmente desde tres cuartos de cancha, Moisés llegó a destiempo al cruce, recibiendo la roja directa por parte del árbitro, quedando el visitante en inferioridad numérica.
Por si fuera poco, el tiro libre lo ejecutó el mismo Colzera y con un remate por sobre la barrera que se metió contra el palo derecho, aumentó el marcador.
Boca Unidos rearmó la línea de tres bajando unos metros a Gómez, pero la endeble defensa anoche hizo agua cada vez que los veloces rivales encararon ya sea con pelota dominada o bien luego de pelotazos largos.
Así la tuvo Bruno, que escapó a la marca y remató de zurda ingresando al área por el sector izquierdo, aunque su remate pasó muy cerca del vertical derecho del arco correntino. En la siguiente jugada, Bruno habilitó a Torres, que intentó dejar en el camino a Martínez Gullotta, pero se le fue larga.
Con mucho amor propio, el equipo de la ribera buscó achicar la diferencia, llegando con peligro cada vez que entraba en acción el “Pipa” Estévez, el hombre más claro en el ataque. Un remate del experimentado delantero fue enviado al córner por Caffa, y posteriormente, un centro suyo fue cabeceado por Ríos, pasando la pelota muy cerca del palo derecho de Caffa.
Cuando se moría la primera mitad, Nievas Escobar recuperó una pelota y metió un pelotazo profundo que encontró a Colzera ingresando solitariamente  por el medio, y cuando salió Martínez Gullotta, definió por arriba del arquero para establecer un 3 a 0 lapidario.
Para encarar el complemento, Claudio Ubeda dispuso el ingreso de Alan Pérez en lugar de Benítez, rearmando de esta manera la defensa, que volvió a equivocarse en un pelotazo de Colzera para Alvarez y sobró a Maldonado. Baroni no pudo cruzar y el delantero se llevó la pelota para enfrentar cara a cara y fusilar al arquero correntino poniendo el 4 a 0.
A pesar de los cambios introducidos por Delfino, había más para el local que no cedía en su voracidad ofensiva. Un centro pasado de Torres encontró a Alvarez, quien remató al arco y fue rechazó corto Maldonado. El balón le quedó al ingresado Kohn, hubo un rebote en el arquero, y Olivares que entraba por el medio la cacheteó a la red.
Enseguida desbordó Cabrera, metiendo un centro que superó a Martínez Gullotta. Los defensores de Boca Unidos no pudieron rechazar y la pelota terminó siendo empujada por Alvarez con la complicidad del fondo visitante para completar la media docena.
Quedaban todavía 15 sufridos minutos para el conjunto correntino que no quería más. Ahí recién Crucero bajó un cambio, para cerrarse definitivamente un partido que fue dominado por el local desde el comienzo hasta el fin.
Boca Unidos tendrá que aprender de sus errores y tratar de recuperarse rápido, porque en cinco días regresará al campo de juego y necesita enfocarse para obtener un buen cierre de año.
El Litoral

No hay comentarios: