7 may. 2013

BOCA DIO EL GOLPE GANANDO A ALMIRANTE

Mejorando el desempeño en el segundo tiempo, cuando salió un poco más decidido a jugar en campo rival, el conjunto de la ribera vuelve con un triunfo valioso. A minutos del final entre Gonzalo Ríos que remató y Villanueva que la aseguró le dieron la victoria.


Hay triunfos que valen oro. Y los que logró aquí Boca Unidos se los puede catalogar de tal porque en un partido intenso, parejo en su mayor parte, lo pudo definir a favor faltando ocho minutos cuando Israilevich sacó provecho de un despeje largo de Frezzotti sobre la izquierda, mandó el centro pasado que conectó de primera Gonzalo Ríos, la pelota picó pasando sobre el arquero y arremetiendo junto a Cristian Núñez la empujó asegurándola José Luis Villanueva, para anotar el único tanto (el árbitro se lo dio a Ríos) del partido que desató el festejo a viva voz de todo Boca.


De esta manera se completó ayer la 32ª fecha del torneo de la Primera B Nacional y con Boca Unidos dando el gran golpe frente a un equipo de la “fragata” que venía en ganador, tanto que de los últimos doce puntos había cosechado diez. Con estas tres unidades el conjunto de la ribera correntina pasó a sumar 38, mejorando su ubicación en la tabla y también el colchón de puntos, dándole crédito para el futuro.

No fue fácil lograrlo, sobre todo porque en el primer tiempo exhibió cierto conformismo, ateniéndose más a la contención que a salir a buscar el resultado, ante un rival como Brown, que tampoco hizo mucho en los primeros cuarenta y cinco minutos., salvo algunas incursiones de Cristian Chávez y del juvenil Federico Presedo, encarando el primero por el costado izquierdo y el chico por la derecha.

En ese primer período corrieron más de lo que jugaron y entonces el buen fútbol estuvo ausente en una tarde y una cancha nivelada y verde que invitaba a un juego mejor. Es más, como tampoco hubo muchas situaciones claras de gol los primeros cuarenta y cinco minutos se tornaron por momentos “pesados”.

Boca Unidos salió con un 4-4-2 pero su esquema fue más bien rígido, no lo flexible que se necesita ser cuando el equipo se manda al ataque y entonces fueron insuficientes arriba los delanteros Gonzalo Ríos y Cristian Núñez, que poco pudieron generar ante la superioridad numérica. Brown tampoco propuso mucho y por eso el cero a cero fue lo más adecuado teniendo en cuenta el desarrollo de un período “flaco” en lo futbolístico.

Para Brown las aproximaciones fueron a los 2’ con un pase de Cristian Chávez que Ceballo definió con un zurdazo alto, una pared Ceballos - Robles cortó Alan Pérez con un buen cierre; hubo también un tiro libre de Chávez que encontró el vuelo de Sessa para contener con seguridad y en la más clara Robles paró en el punto del penal en posición adelantada, no sancionó el árbitro Lamolina y el tiro a colocar salvó Sessa.

Cambió la cara del partido y especialmente de Boca Unidos, que se fue sacando la timidez de encima apretando más arriba y subiendo con más gente hacia campo rival. Entonces el trámite empezó a tener emociones, primero Baroni se mandó decidido por su sector, recibió el pase de Israilevich y le sirvió el gol a Ríos, pero el remate del delantero dio en el cuerpo de Losa salvando su arco. Antes el que se había salvado fue Sessa cuando achicó ante Ceballos que punteó de zurda en forma desviada recibiendo a espalda de Moisés.

Siguieron buscando los dos y a los 19 un avance de Giménez siguió en Chávez que abrió para la entrada de Robles y el tiro bajo de éste cruzó frente al arco salvándose Boca Unidos.

Se animó el juego y enseguida fue Marcelo Quinteros quien enganchó de derecha y su disparo de zurda exigió al arquero que echó al córner. Un minuto después Ceballos sacó provecho de una acción de Chávez en el área y alcanzó a salvar Sessa mandando al córner. Respondió Boca Unidos y tras bajar un pase de Sánchez Paredes el chaqueño Ríos remató cruzado y desviado.

El juego de ida y vuelta, sin ser un desechado de virtudes técnicas ganó en emotividad y en una clara del segundo tiempo para Almirante Brown, un centro de Chávez encontró la cabeza de Filippetto y Sessa contuvo en gran forma en segunda instancia. Hasta que a los 37’ llegó el centro de Israilevich, el remate de Ríos y el chileno Villlanueva que había entrado poco antes, la aseguró empujándola sobre la línea.

Así, con mucho esfuerzo y sobre todo porque supo cambiar a tiempo, Boca Unidos vuelve con tres puntos valioso y un nuevo triunfo de visitante que servirá para ganar en confianza para afrontar el futuro.

Diario Epoca

No hay comentarios: